El último día del año.

16:00

¡Rápido! Hablemos de olvido, de risas, de llantos, de abrazos, de besos, de momentos, de ropa, de ellas, de ellos, de familia, de amigos, de sitios, de vacaciones, de miradas, de música, de caricias, de soplos en la nuca. Hablemos de labor destructora del tiempo, de personas que se olvidan de lo prometido, de conversaciones, de consejos, de canciones, del "te echo de menos", de ayudas, de esperanzas, de ilusiones, del "te quiero" más grande... Te pido una última cosa antes de que den las doce:
¡Más rápido aún! Detente a mirarla, mírala, mira sus ojos, su boca, su nariz, su cuerpo, pero mira dentro de esos ojos, dentro de esa mirada, en su corazón, disfruta de ella, disfruta de todo lo bueno y todo lo malo que tenga, en su risa, en su enfado, en su conversación, en su tristeza, su alegría, fíjate bien, míralo bien, retenlo en tu mente porque cuando no lo tengas lo vas a echar de menos, tanto que te vas a dar cuenta de que lo que has perdido es un diamante, ni las mejores cosas, ni las mejores chicas, ni toda la riqueza del mundo son comparables a ella. Puede que algún día rehagas tu vida y creas que la has olvidado, pero según vayan pasando los días te vas a dar cuenta de que "esa chica" con la que "compartes momentos" es sólo un mínimo grano de arena de aquella preciosa playa. Lamentarás haber desperdiciado tanto tiempo, lamentarás haber dicho que no a algo que, aunque tú no te dieras cuenta, deseabas con todo tu corazón y ya no está, tú no lo sabes pero ese momento va a llegar, vas a ver que tu vida sin ella no es realmente la vida que quieres llevar, estás desperdiciando un jardín repleto de rosas todas para ti por una mísera margarita. ¿Que quieres disfrutar de la vida?¿Que quieres disfrutar tu juventud?¿Que quieres hacer locuras? Perfecto, pero, ¿qué es disfrutar de la vida sin ella, de tu juventud sin ella o hacer locuras sin ella? NADA. Observa bien la grandeza que estás rechazando porque cuando te detengas a pensar qué coño estás haciendo con tu vida será demasiado tarde, te enfadarás contigo mismo y tendrás que vivir con ello para el resto de tu vida. MÍRALA, MÍRALA BIEN. ES PERFECTA.
Date prisa, ajústate la corbata y llámala, ve a buscarla, ella te está esperando para pasar la última noche del año contigo.

You Might Also Like

0 pegote(s) de tinta.

Popular Posts